Nuestra Visión

Mientras todos los días la gente resuelve todos sus conflictos, solo hay un restaurante de comidas rápidas que está "Un Escalón por Encima". Y ese es Wendy's ®.

Representamos la comida "honesta": de alta calidad, saludable, preparada en el momento en que la ordena. Preparada por la amable gente de Wendy's; gente que cree que esto es "My Wendy's ™" (Mi Wendy's). Lo hacemos a la "Dave's Way™" (A la manera de Dave).

No cortamos las esquinas.

Valores esenciales de Dave

1

Quality is our recipe ®
(Calidad es Nuestra Receta)

2

Ganancia no es una mala palabra

3

Tratar a las personas con respeto

4

Ganancia no es una mala palabra

5

Hacer obras de bien
Quality is our recipe ®
(Calidad es Nuestra Receta)

La calidad lo significaba todo para Dave. Cuando hablaba de calidad, no era solo de la comida que se servía en Wendy's®: también era la forma en la que trataba a las personas y cómo vivía su vida. Su pasión era tan fuerte que hizo de "Quality is Our Recipe" (Calidad es Nuestra Receta) un slogan permanente de la marca Wendy's.

Hacer lo correcto

Dave vivió su vida con honestidad e integridad. Era un hombre de palabra, y creía que la reputación se ganaba con las cosas que hacías cada día. Consideraba que la integridad personal era el valor más importante que uno podía tener.

Tratar a las personas con respeto

Dave vivió bajo la Regla de Oro: Trata a otros como quisieras que te traten. Y lo simplificó diciendo "sólo sé amable". Cuando te conocía, te miraba a los ojos y recordaba tu nombre. Creía que ello era el mayor signo de respeto.

"Comparte tu éxito y ayuda a otros a triunfar. Da a todos la oportunidad de obtener un trozo del pastel. Si el pasten no es lo suficientemente grande, haz uno más grande".

Ganancia no es una mala palabra

No hay nada malo en obtener una ganancia y estar orgulloso del éxito. La ganancia en los negocios significa crecimiento y oportunidades. También significa poder compartir tu éxito con tu equipo y con tu comunidad.

Hacer obras de bien

Dave creía que todos tienen la responsabilidad de hacer el bien: ayudar a aquellos que no pueden por sí solos. Hacer el bien no solo significa donar dinero a obras de caridad. También significa dar tu tiempo o compartir tus habilidades especiales.